No hay ninguna evidencia actual que sugiera que el Coronavirus se filtró de un laboratorio de investigación en China, han dicho fuentes de inteligencia a The Guardian, contradiciendo las recientes afirmaciones de la Casa Blanca de que hay pruebas creciente de que así es como comenzó la pandemia.

Las fuentes también insistieron en que un “dossier de 15 páginas” resaltado por el Australian Daily Telegraph que acusó a China de un encubrimiento mortal no fue extraído de la inteligencia de la red Five Eyes, una alianza entre el Reino Unido, Estados Unidos, Australia, Nueva Zelanda y Canadá.

The Five Eyes es una alianza de inteligencia anglófona que comprende a Australia, Canadá, Nueva Zelanda, Reino Unido y los Estados Unidos. Estos países son partes en el Acuerdo multilateral UKUSA, un tratado de cooperación conjunta en materia de inteligencia. Wikipedia

Las agencias Británicas y otras agencias de Five Eyes creen que Beijing no ha sido necesariamente abierta sobre cómo el Coronavirus se propagó inicialmente en Wuhan a principios de año, pero están nerviosos por involucrarse en una creciente situación internacional.

El domingo Mike Pompeo, secretario de Estado de Estados Unidos, dijo: “Puedo decirles que hay una cantidad significativa de evidencia de que esto vino de ese laboratorio en Wuhan“.

Pompeo no ofreció ninguna evidencia para respaldar su afirmación, pero la información ha estado circulando en el último mes en el Reino Unido, Estados Unidos y Australia con el objetivo de plantear preguntas sobre el Instituto Wuhan de Virología de alta seguridad, que durante mucho tiempo se ha especializado en la investigación de Coronavirus en murciélagos de herradura.

Las historias han sugerido que los trabajadores en el laboratorio pueden no haber utilizado siempre equipo de protección completa, y que en un caso un murciélago orinó sobre un investigador que posteriormente no se enfermó.

Pero no hay nada que indique que una fuga del laboratorio podría haber causado la pandemia, dicen las fuentes.

Incluso se afirma que el virus fue genéticamente diseñado en Wuhan, aunque hay tanto científicos y agencias de inteligencia de acuerdo en que no hay evidencia para esto.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí